Por: Víctor I. Castro | @Chikoelektriko

Hace mucho tiempo que no tenía la oportunidad de ver una comedia familiar en el cine. “Alexander y un día terrible, horrible, malo…¡Muy Malo! es esa película que podría generar polémica en las criticas o reseñas que compañeros realizan y es que en contraste con su nombre, realmente no es una cinta terrible, horrible, al contrario es buena.. ¡Muy Buena!, sin llegar a ser la gran película.

Si lo que ustedes esperan de esta cinta es una revolución del cine, un cambio en las películas de Disney o una cinta de arte capaz de ganar en festivales y premios de academia, olvidenlo. Aquí podrán encontrar una historia que nos puede hacer sentir identificados. Un joven que está por cumplir 12 años, llamado Alexander (Ed Oxenbould) tiene cierto problema: todos los días le va mal. Sin embargo a su familia, parece estarle yendo bastante bien, por lo que en la madrugada de su cumpleaños, Alexander pide un deseo, que su familia sepa lo que es tener un mal día.

A partir de ahí vamos conociendo los problemas de cualquier familia actual: padre desempleado, madre con mucho trabajo, enfermedades en días importantes, problemas en el noviazgo, mala suerte. Curiosamente he de resaltar esos elementos que se me hicieron valiosos o diferentes de otra película de Disney y que se ha notado la evolución que está teniendo en la tan criticable cuestión moral de la empresa (lo hemos visto en películas como Maléfica, Frozen, Enredados, etc).

Vemos una familia no tradicional, como mencionaba anteriormente, el padre cuida de los hijos debido a que no tiene empleo mientras que la madre está atiborrada de trabajo, con un posible ascenso en puerta. Además, podrán decir que no es válido, pero escuchar a Jennifer Garner decir:” Les he visto el pene a todos aquí en la camioneta”, bueno, para ser una comedia familiar de Disney ya dice bastante.

Las actuaciones sobre todo las de Steve Carrell y Jennifer Garner son buenas, convencen y enternecen el lado paternal y maternal de la cinta, además de un humor natural que manejan en la película. Las actuaciones juveniles son de los típicos jóvenes adolescentes viviendo situaciones típicas de la vida estadounidense según Hollywood.

La historia es excelente para que la película sea vista completamente en familia, aún y si las ves solo o sola, sin duda recordarás cada uno de los momentos problemáticos que viviste con tus padres o hermanos, incluso amigos.

En resumen, “Alexander….” y el título más largo de una película en 2014, es recomendable si buscas entretenerte, reírte y pasar un tiempo con tu familia y amigos.

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.