google_ad_slot = “9527698337”;

//pagead2.googlesyndication.com/pagead/show_ads.js

 

Por: Manuel R. Medina

El Gran Premio mexicano se llevó a cabo este fin de semana en la capital del país y fue un éxito, por un lado, más de 330 mil personas asistieron al Autódromo Hermanos Rodríguez y por otro la exposición del país en el mundo fue excelente. Pero siendo más claros, ¿de qué sirvió la Fórmula 1 en México?

Para investigar más sobre el tema me comuniqué con mi amigo Pablo Méndez, gerente de relaciones públicas y marketing en Baja California, y un especialista del deporte motor. Después de que tardó media hora en explicarme la historia del automovilismo mexicano a detalle, le rompí el corazón al interrumpirlo y decirle que no cabría todo en esta columna, por lo que fue directamente al grano.

Dijo que, para México, el que la Fórmula 1 haya estado el fin de semana aquí deja “una derrama económica de consideración”. Agregó que esta es la tercera vez en la historia que se celebra este gran evento en nuestro país y “esta vez se contempla que sea a largo plazo para contar con una fecha en el calendario de la máxima categoría del automovilismo mundial, que ya está copiando a otras categorías como la WEC y la Fórmula E.

 

Y es que las ganancias no solo fueron para los organizadores, sino para el país que obtuvo una proyección a nivel mundial de 520 millones de telespectadores en 185 naciones diferentes. Digo, no por nada la Fórmula 1 es el tercer campeonato deportivo itinerante con mayor audiencia en el mundo, apenas por detrás de la Copa Mundial de la FIFA y los Juegos Olímpicos.

El sector turístico fue uno de los más ganadores ya que el 46% de los asistentes eran extranjeros. Gracias al Gran Premio de México de la Fórmula 1, el país recibirá un beneficio de 2 mil millones de dólares durante los próximos cinco años, provenientes del evento en sí, marcas que se publicitaron en el país y todos los legados que una fiesta deportiva así deja a su paso.

Pero para Pablo Méndez los beneficios no paran ahí, ya que México “se perfila para ser eje y centro de atención, no solo como sede deportiva en el automovilismo internacional, sino también como cosecha de talento deportivo que en el corto plazo dará campeones mundiales en cada categoría que participe en el mundo motor”.

La presencia del máximo evento de este deporte en México no solo emocionó a los amantes del mismo, sino que es algo que debe emocionarnos a todos. ¿De qué sirvió la Fórmula 1 en México? Para ir plantando una semillita que cuando sea cosechada traiga beneficios económicos, turísticos, culturales y de exposición para el país de la raza de bronce.

Manuel R. Medina es un periodista deportivo que por más de diez años ha cubierto Liga MX, Liga de Ascenso, NFL, NBA, MLB y otros deportes. Su trabajo lo ha llevado a dos copas del mundo, en Sudáfrica 2010 y Brasil 2014, Copa América Chile 2015, Copas Oro, además de numerosos viajes para dar a conocer la información deportiva de primera mano. Acaba de regresar de Río de Janeiro tras cubrir los Juegos Olímpicos 2016. Puedes seguirlo en Twitter en @manuelmedina.

//pagead2.googlesyndication.com/pagead/show_ads.js

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.