Inseguridad y movilidad, focos rojos para su administración.

Por: Víctor I. Castro | @Chikoelektriko 

Este 30 de noviembre tomó posesión como el presidente municipal del 22° Ayuntamiento de Tijuana, Juan Manuel Gastelum, conocido como “El Patas” desde hace ya muchos años. En dos ocasiones tuve la oportunidad de entrevistarlo allá por 2014, en el noticiero “Fórmula Noticias Primera Edición con Carlos González Lino”, cuando el se desempeñaba como diputado federal.  Mostrándose como alguien preocupado por esta frontera.

En aquella vez platicábamos sobre el incremento del IVA al 16% en la frontera, las acciones que la Coordinación del PAN tuvo y su gestión. Sin embargo, es algo que hasta el momento, a pesar de que han seguido insistiendo, no se ha concretado una reversa. Ahora como alcalde, llega con una crisis de apoyo por parte de la sociedad. Dividida por la campaña que tuvo Julián Leyzaola, candidato del PES y que dio batallas legales por rehacer la elección.

Los retos que Juan Manuel Gastelum tienen ya como alcalde, son diversos. Por un lado la inseguridad, que este trienio se incrementó a niveles que ya habían quedado en el pasado. La opaca imagen que tiene la Secretaría de Seguridad Pública Municipal, así como las fallidas estrategias por parte de la corporación policíaca, es un tema que tendrá que resolver.

Lo siguiente es la economía local. Si bien el aumento del dólar ha traído inversiones, sobre todo en la rama inmobiliaria, los pequeños comercios se están viendo afectados por las rentas que, en su mayoría se cobran en dólar. Como alcalde y ex diputado puede promover al Congreso del Estado, la legislación que resuelva este problema.

La movilidad también es un tema que tiene que atender de manera urgente, pues el tráfico está peor que nunca. Para empezar tiene que echar andar al 100% la Ruta Troncal. Así mismo trabajar con tiempo en la creación de la Ruta 2, que prometió en campaña. Junto al Gobierno del Estado, regular los autos “chocolate”, con la finalidad de reducir el parque vehicular que circula. Además, a diferencia de su predecesor, a realizar obras de infraestructura que no tarden infinidad de tiempo.

Por último, “El patas” deberá trabajar en transparencia y competitividad. Tijuana espera la grandeza, como slogan de campaña electoral estadounidense. Tijuana debe regresar a ser de las ciudades más competitivas del país. Demostrar la fuerza social, cultural y económica que tiene esta puerta fronteriza.

Le deseo suerte al nuevo alcalde y espero nos responda como funcionario público, demostrando ser el político que dijo ser.

El autor es Lic. Comunicación por la Universidad Autónoma de Baja California. Ha colaborado en distintos medios de comunicación como Radio Fórmula, Instituto Mexicano de la Radio y El Tijuanense.com 

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.