4 estrellas y media

 

Por: Víctor I. Castro | @Chikoelektriko

Edgar Wright regresa a Hollywood con una obra maestra y un ejemplo de cómo hacer una cinta de acción, respetando los elementos básicos del género y respetando a su audiencia.

La historia es sencilla, tenemos a Baby, un joven cuyo pasado es interesante y que es experto en huidas automovilísticas, sin embargo, busca solo un atraco más. para dedicarse a algo legal y poder dedicarse al amor.

El guión es de lo mejor que ha habido este año, cada una de los diálogos está sincronizado tanto con soundtrack, sonido y edición. Presenta momentos destacados y no pierde el ritmo en ningún acto. Cada uno de los personajes destacan, incluyendo los secundarios.

La actuación es otro fuerte, tanto Ansel Ergot, como Jamie Foxx y Eiza González, logran una presencia sólida. Se agradece la presencia de Kevin Spacey, aunque falta un poco para que tenga más presencia.

La música es el alma de la cinta, es un musical de acción como antes no sucedía. Si “La La Land” es el musical romántico, este filme logra la excelencia con todas las escenas de acción.

“Baby Driver: El Aprendiz del Crimen”, es una de las grandes obras del director y una de las mejores cintas de acción de la década por su sincronización en elementos audiovisuales, guion, actuación y musicalización. 

Anuncios

Escrito por Víctor I. Castro

Nací el 1 de septiembre de 1993 en la hermosa ciudad fronteriza de Tijuana, en Baja California, México. Desde chico me gustaron los mapas, la música y el entretenimiento. Posteriormente ya más grande, el cine se fue convirtiendo en mi gran pasión. Estudié Lic. Comunicación, he trabajado en radio, prensa digital, revista y como docente en una universidad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.