El filme cuenta con todos los clichés del género que puede tomar, pero su giro en la historia y las actuaciones logran crear una atmósfera que gustará a los fans del horror al menos la mitad de la película

Víctor I. Castro | @Chikoelektriko


  • Director: Nicholas McCarthy
  • País: Estados Unidos
  • Guión: Jeff Buhler
  • Reparto: Taylor Schilling, Brittany Allen, Jackson Robert Scott, Colm Feore, Peter Mooney, Olunike Adeliyi, David Kohlsmith, Mark Sparks, Michael Dyson, Ava Augustin, Ashley Black, Byron Abalos
  • Fecha de estreno: 22 de febrero de 2019 (MX)

«Maligno» nos presenta la historia de Miles, un niño que vive en los suburbios y que está presentando problemas de comportamiento que no parecen ser normales. Ante ello, su madre lo lleva a terapia y pronto descubren que alguien más habita el cuerpo del niño.

Lo positivo de este planteamiento es que la historia da un giro y se aleja de las convenciones de las posesiones. Sin embargo, este cambio solo ocurre de forma, pero de fondo, pues todo se retrata tal cual una película de posesión. Pese a ello, la historia nos puede resultar interesante, de hecho, tiene potencial de ser algo más, si se prestara el tiempo para detallar más algunos arcos argumentales e incluso morales.

Sin embargo, como que el director no termina de arriesgarse y recurre a una implacable lista de clichés que parece cumplirlos todos, para crear una atmósfera de suspenso. A pesar de esto, hay que recalcar algo, la actuación del niño Taylor Schilling, es vital para la creación de esa tonalidad que hablamos. Su mirada y las expresiones faciales que hace son suficientes para infundir ligeramente una agonía.

De hecho, hay algunas escenas que debido a la historia, me llegaron a parecer un tanto perturbadoras y eso si se agradece. Lamentablemente, lo que se había construido durante la primera mitad de la película, al final se pierde, se olvidan de algunos personajes y se echa por la borda el argumento principal para crear un final muy previsible.

En cuanto a lo técnico, regulares el diseño de producción y la fotografía. Por momentos parece querer jugar con diferentes tomas y encuadres que cierran la toma y no explota demasiado el jump scare prevenido (aquel en el que la cámara te indica que algo va salir del espacio en blanco que queda de un lado de la imagen).

«Maligno» logra alcanzar el nivel de una película que puede resultar interesante para los menos puristas del género. Quienes buscan un fin de semana de entretenimiento en el horror, podría ser una buena opción. Sin embargo, tiene bastantes fallas y situaciones incompletas que pudieron haber dado un poco más de calidad al filme.

El autor es Lic. Comunicación egresado de la Universidad Autónoma de Baja California. Amante del cine, las series y la música. Aficionado a los mapas y al análisis político.

Anuncios

Escrito por Víctor I. Castro

Nací el 1 de septiembre de 1993 en la hermosa ciudad fronteriza de Tijuana, en Baja California, México. Desde chico me gustaron los mapas, la música y el entretenimiento. Posteriormente ya más grande, el cine se fue convirtiendo en mi gran pasión. Estudié Lic. Comunicación, he trabajado en radio, prensa digital, revista y como docente en una universidad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.