Aunque consigue tener escenas de acción bien logradas y una química divertida en sus personajes, la historia rompe las reglas propias de la franquicia con arcos argumentales lejanos a aquellas carreras callejeras

2.5 Estrellas

Por Víctor I. Castro | @Chikoelektriko 


Director: David Leitch

País: Estados Unidos

Reparto: Dwayne Johnson, Jason Statham, Idris Elba, Vanessa Kirby, Helen Mirren, Eiza González, Eddie Marsan, Lori Pelenise Tuisano, Joshua Mauga.

Fecha de estreno: 2 de agosto de 2019 (MX)


Todo tiene un límite, dice la frase muy acertada, que aplica para todas las personas y situaciones, sin importar si somos muy liberales o muy conservadores. En el cine, la frase aplica exactamente igual y depende de los guionistas, productores y directores, buscar la forma de no romper ese límite. Con Rápidos y Furiosos el límite se había medio roto en la 8va entrega y ahora, con este spin-off, terminó de romperse.

Qué tiempos aquellos en el que una película de bajo presupuesto que mostraba autos tuneados, faldas cortas, persecuciones policíacas, narcomenudeo y un buen reguetón eran los elementos que adornaron «Rápido y Furioso». Y ni se diga de las secuelas 4, 5, 6 y 7 que sirvieron como una pentalogía bastante decente y cuya historia cerraba con broche de oro.

¿A qué voy con esto? A que en «Hobbs & Shaw» ahora tenemos armas biológicas, tecnología más avanzada que en «Iron Man» y entes poderosos detrás de algún plan malévolo por conquistar el mundo y desaparecer a los seres humanos débiles, logrando una evolución en el planeta digna de unos cuantos. ¿HYDRA estás ahí?

La historia nos presenta a Hobbs y a Shaw, quienes previamente habían logrado interactuar gracias a la persecución en Los Ángeles y posteriormente en Nueva York, acompañados de Toretto, O’Conner y compañía. Ahora, la hermana de Shaw deberá pedir ayuda mientras escapa tras obtener un arma biológica que es buscado por Brixton, un individuo mejorado tecnológicamente que hará todo por conseguirla. Como pueden darse cuenta, una historia demasiado ridícula.

Eso sí, el guion presenta una ventaja y es su humor. Dwayne Johnson, Jason Statham y Vanessa Kirby, tienen una increíble química en pantalla, que hace bastante disfrutable en la primera mitad de la película. Sin embargo, pareciera que toda la carne la hubieran echado al asador en los dos primeros actos, pues al final, se va volviendo un tanto tedioso y perdiendo el sentido de sí misma al grado de que el espectador común pierde un poco el interés.

En cuanto al apartado técnico, las cintas de Rápidos y Furiosos, siempre han mantenido una constante calidad en cuando a la grabación de la acción se refiere. Los efectos especiales, digitales o prácticos, han ido entregando momentos memorables para el género de acción. Sin embargo, en esta película es donde más se siente presente la pantalla verde, como en ninguna otra de la saga. No está mal, pero resta méritos a lo ya logrado.

«Hobbs & Shaw» funcionaría mejor si no estuviera en el universo de «Rápidos y Furiosos», pierde el sentido, desentona totalmente con la saga y no alcanza a registrar el humor, la música y el estilo que caracteriza la saga.

P.D: Buena participación de Eiza González, sin embargo, tiene talento para poder participar más en la película, ojalá pronto tenga más papeles con más tiempo en pantalla.

El autor es Lic. Comunicación egresado de la Universidad Autónoma de Baja California. Amante del cine, las series y la música. Aficionado a los mapas y al análisis político.

 

 

Anuncios

Escrito por Víctor I. Castro

Nací el 1 de septiembre de 1993 en la hermosa ciudad fronteriza de Tijuana, en Baja California, México. Desde chico me gustaron los mapas, la música y el entretenimiento. Posteriormente ya más grande, el cine se fue convirtiendo en mi gran pasión. Estudié Lic. Comunicación, he trabajado en radio, prensa digital, revista y como docente en una universidad.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.